martes, 26 de mayo de 2009

Menudos picotazos


Penetrar pasillos oscuros
largamente transitados
por espectrales siluetas
contoneándose
al ritmo sideral de las pulsiones.
Palpar
rostros
carcomidos por la penumbra
adivinando facciones y fricciones
en pómulos y comisuras.
Ciegos gallos en matadero
encrespados machos
de exiguas virilidades.

Mas de una vez,pisé con ímpetu
y recibi solo como respuesta
menudos picotazos.

Cuando todos tiraban a matar
yo presumí de bataraza encelada
al borde del éxtasis a riesgo
de terminar cruentamente decapitada.
Ningún gallinero me albergó
sin antes tener que pasar
por certera prueba o examen
a fuer de rabiosos espolones.
Ni sumisa ni cocorita
me entregué a un orgiástico
concierto matutino.

Al final me desplumaron
-como siempre-
en similares antros
alambrados de misterio.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Dejen aqui los comentarios que gusten,no hay ningun. condiciòn,los invito a explayarse hasta la nausea corrosiva y maldita.

Loading...

Mi lista de blogs

Seguidores

Se ha producido un error en este gadget.

El duende maldito

El duende maldito
Coloso de Rodas

Insignia identificativa de Facebook

Datos personales

Mi foto
Córdoba, Córdoba, Argentina
Soy poeta,naturista sonámbulo busco mis otros yoes en la cosmovisión esotérica del mundo.naufrago en las sombras,voy rumiando los pasos en vilo mutante,levitante de espasmos recurrentes sondeo el espacio pendular entre el tiempo y la eternidad.